Preocupacion de intendentes oficialistas por las tarifas de luz

 

Municipales 18 de marzo de 2019

Los jefes comunales de Cambiemos están que trinan con las abusivas tarifas de luz. Quieren formar parte del nuevo directorio que controlará a las empresas y tener peso a la hora de fijar costos y armar la nueva licitación. Pero deben hacer sus reclamos con muy bajo perfil.


Los intendentes del peronismo bonaerense encontraron en las Audiencias Públicas y la política tarifaria del gobierno una herramienta para cuestionar fuertemente a Cambiemos. Los incrementos de los servicios de luz y gas ponen en jaque las economías hogareñas y el funcionamiento de comercios y pymes.

En silencio, los jefes comunales de Cambiemos también sufren las decisiones económicas de la casa central. Pero por alineamiento partidario no pueden protestar. Es difícil recaudar con el cobro de tasas, la actividad económica cae en todos lados, y los números no le cierran a nadie. Los rescates de la administración bonaerense y la nacional parecen no alcanzar. Y el impacto de las tarifas también los golpea de lleno.

Con muy bajo perfil, cuatro importantes intendentes de Cambiemos en el conurbano mantuvieron un encuentro con el CEO de Edenor, Ricardo Torres, y con el gerente general, Federico Azzarini, en la sede del barrio de Belgrano. Hasta allí llegaron Gustavo Posse de San Isidro, Diego Valenzuela de Tres de Febrero, Jorge Macri de Vicente López y Ramiro Tagliaferro de Moron.

Los intendentes reclaman tener voz en el nuevo organismo de control que regulará a las empresas de energía del área metropolitana. Quieren tener injerencia a la hora de definir las tarifas a partir de 2020, y buscan tener peso en la nueva licitación que se hará en 2021, cuando vence el contrato con las distribuidoras.

Además de ser víctimas de la caída de la actividad económica en sus distritos, los intendentes ponen el grito en el cielo porque deben abonar cifras siderales de consumo eléctrico en hospitales, espacio público y edificios institucionales. Están molestos porque el costo de la energía que pagan por el alumbrado es más alto que el domiciliario. Denuncian que la empresa factura consumos inexistentes y que no computan el cambio de lámparas alógenas a LED, y se quejan de la tasa ínfima que pagan por trabajar en sus distritos.

En sintonía, el diputado provincial César Torres, quien fue Jefe de Gobierno en Vicente López con Jorge Macri, presentó un proyecto de ley para fijar una tarifa eléctrica adaptada a hospitales y centros de salud. Buscan establecer un criterio social y comunitario”. “Es imposible que un hospital intente bajar el consumo, o hacer una reducción económica. Es imperioso que haya una tarifa diferenciada”, explicó el legislador, que hace un tiempo también había presentado un proyecto para que Edenor y Edesur digan cuáles son sus planes de inversión.

En el sur del Conurbano la situación es más dramática. El servicio es peor y los cortes, más largos. El mismo día en que sus pares del norte mantenían la reunión con los directivos de Edenor, Néstor Grindetti, intendente de Lanus, clausuraba una oficina comercial de Edesur. Los jefes comunales aseguran que las acciones no estaban sincronizadas.

El intendente lidera los reclamos contra la empresa. En 2016, presentó una demanda colectiva por los cortes prolongados. Ganó en primera y segunda instancia y Edesur fue condenada a pagar una multa por cada día de corte y a implementar un protocolo.
 
 

Comentarios
Dejá tu comentario acerca de esta nota
 
 
 
Economia

Comer es un lujo: en los últimos doce meses los alimentos subieron 60,8 %

En junio el dólar estuvo estable pero los precios de productos básicos siguen escalando como el pan francés (4,3 %), la harina (3,5 %), la leche y los productos lácteos (5,8 %). La inflación no afloja.

 

Politica
 
 
Municipales
 
 
Policiales
 
 
Deportes
 
 
Cultura